Pergunte ao Google

Você procurou por: llegas (Espanhol - Quechua)

Contribuições humanas

A partir de tradutores profissionais, empresas, páginas da web e repositórios de traduções disponíveis gratuitamente

Adicionar uma tradução

Espanhol

Quechua

Informações

Espanhol

EL PODER DE AMARÚ Dicen que en aquel tiempo hubo una sequía tan grande que murieron las plantas y desaparecieron hasta los líquenes y musgos bajo la fuerza del sol implacable. Al perecer los árboles, la tierra sin sombra se resquebrajaba provocando grietas profundas. Cuentan que hasta la flor de qantu, que se encuentra en los terrenos más áridos, sintió secarse sus pétalos. El último capullo que quedaba aferrado a la vida, no se animaba a abrirse por miedo a calcinarse en medio de tanta sequía y calor. Sin embargo no podía quedar cerrado mucho más tiempo, moriría sin nacer. Así, con toda su pequeña fuerza de capullo pidió por su vida... y algo muy extraño sucedió: a medida que se abría, sus pétalos fueron transformándose en alas. Entonces, feliz y agitando todo su cuerpecito se desprendió de la planta calcinada convertido en colibrí. Voló hacia la cordillera y llegó agotado hasta la laguna de Wacracocha. Sintió que sus alas ya no le respondían: si se detenía a beber, se ahogaría. Con un esfuerzo que excedía su pequeño cuerpo, siguió volando hacia la cumbre del Waitapallana. Tenía que cumplir con su objetivo, sino ¿de qué serviría el milagro de estar vivo? Finalmente, se posó agotado en la cima helada por el viento, y con su último hálito suplicó ternura y piedad al padre Waitapallana, para que salvara a la tierra que desaparecería a causa de la sequía. Después de su acto heroico, el colibrí murió. Waitapallana se sintió sumamente apenado al observar el paisaje devastado, la esterilidad de la tierra... Pero aún se percibía el aroma de la flor de qantu, de la última flor. Él amaba a estas flores que solían engalanar su vestimenta y su fiesta. Sufrió tanto al darse cuenta de que el final estaba cerca que dos lágrimas de dura roca resbalaron hasta la superficie de Wacracocha y, ante la conmndencia de tremenda congoja, las aguas se abrieron e hicieron temblar al mundo. Pero no terminó allí el movimiento que asustó a todo ser que todavía quedaba vivo: el estruendo y las lágrimas de Waitapallana llegaron al fondo de la laguna y despertaron al amarú, que amodorrado descansaba enroscado a los pies de la cordillera con la cabeza apoyada en los bordes del espejo de agua. Todavía sin entender, comenzó a desperezarse mientras la tierra se movía violentamente. La laguna, agitada, dejó ver entre la espuma su cabeza de llama con ojos cristalinos y hocico rojizo, su cuerpo de serpiente alada y su cola de pez. Totalmente despierta y furiosa por haber sido molestada, la serpiente se elevó en el aire opacando al sol con las llamas de ira que irradiaba su mirada. ¿Qué hacer? ¿Cómo defenderse de tan terrible amenaza? Miles de valientes guerreros con corazas y espuelas aparecieron como por arte de magia y se lanzaron a combatida. Así, la lucha fue desigual... el poder del amarú resultaba indescriptible: del hocico surgió una niebla espesa que fue a parar a los cerros, por los estrepitosos y violentos movimientos de sus alas comenzó a caer una lluvia en torrentes, de su cola de pez se desprendió el granizo y de los reflejos dorados de las bellas escamas nació el arco iris. Los guerreros perecían en "lUl acto tan heroico como el del colibrí: una cadena necesaria de acontecimientos. Sus muertes no eran en vano. Así renació la vida cuando ya parecía extinguida, reverdeció la tierra y se llenaron de agua clara los puquíos. El amarú, satisfecho, descansó. Los quechuas lo saben, todo está escrito en las escamas del amarú, las vidas, las cosas, las historias, las realidades y los sueños; es por eso que la serpiente alada siempre sabe lo que hace.

Quechua

EL PODER DE AMARÚ Dicen que en aquel tiempo hubo una sequía tan grande que murieron las plantas y desaparecieron hasta los líquenes y musgos bajo la fuerza del sol implacable. Al perecer los árboles, la tierra sin sombra se resquebrajaba provocando grietas profundas. Cuentan que hasta la flor de qantu, que se encuentra en los terrenos más áridos, sintió secarse sus pétalos. El último capullo que quedaba aferrado a la vida, no se animaba a abrirse por miedo a calcinarse en medio de tanta sequía y calor. Sin embargo no podía quedar cerrado mucho más tiempo, moriría sin nacer. Así, con toda su pequeña fuerza de capullo pidió por su vida... y algo muy extraño sucedió: a medida que se abría, sus pétalos fueron transformándose en alas. Entonces, feliz y agitando todo su cuerpecito se desprendió de la planta calcinada convertido en colibrí. Voló hacia la cordillera y llegó agotado hasta la laguna de Wacracocha. Sintió que sus alas ya no le respondían: si se detenía a beber, se ahogaría. Con un esfuerzo que excedía su pequeño cuerpo, siguió volando hacia la cumbre del Waitapallana. Tenía que cumplir con su objetivo, sino ¿de qué serviría el milagro de estar vivo? Finalmente, se posó agotado en la cima helada por el viento, y con su último hálito suplicó ternura y piedad al padre Waitapallana, para que salvara a la tierra que desaparecería a causa de la sequía. Después de su acto heroico, el colibrí murió. Waitapallana se sintió sumamente apenado al observar el paisaje devastado, la esterilidad de la tierra... Pero aún se percibía el aroma de la flor de qantu, de la última flor. Él amaba a estas flores que solían engalanar su vestimenta y su fiesta. Sufrió tanto al darse cuenta de que el final estaba cerca que dos lágrimas de dura roca resbalaron hasta la superficie de Wacracocha y, ante la conmndencia de tremenda congoja, las aguas se abrieron e hicieron temblar al mundo. Pero no terminó allí el movimiento que asustó a todo ser que todavía quedaba vivo: el estruendo y las lágrimas de Waitapallana llegaron al fondo de la laguna y despertaron al amarú, que amodorrado descansaba enroscado a los pies de la cordillera con la cabeza apoyada en los bordes del espejo de agua. Todavía sin entender, comenzó a desperezarse mientras la tierra se movía violentamente. La laguna, agitada, dejó ver entre la espuma su cabeza de llama con ojos cristalinos y hocico rojizo, su cuerpo de serpiente alada y su cola de pez. Totalmente despierta y furiosa por haber sido molestada, la serpiente se elevó en el aire opacando al sol con las llamas de ira que irradiaba su mirada. ¿Qué hacer? ¿Cómo defenderse de tan terrible amenaza? Miles de valientes guerreros con corazas y espuelas aparecieron como por arte de magia y se lanzaron a combatida. Así, la lucha fue desigual... el poder del amarú resultaba indescriptible: del hocico surgió una niebla espesa que fue a parar a los cerros, por los estrepitosos y violentos movimientos de sus alas comenzó a caer una lluvia en torrentes, de su cola de pez se desprendió el granizo y de los reflejos dorados de las bellas escamas nació el arco iris. Los guerreros perecían en "lUl acto tan heroico como el del colibrí: una cadena necesaria de acontecimientos. Sus muertes no eran en vano. Así renació la vida cuando ya parecía extinguida, reverdeció la tierra y se llenaron de agua clara los puquíos. El amarú, satisfecho, descansó. Los quechuas lo saben, todo está escrito en las escamas del amarú, las vidas, las cosas, las historias, las realidades y los sueños; es por eso que la serpiente alada siempre sabe lo que hace.

Última atualização: 2021-01-27
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo
Aviso: contém formatação HTML invisível

Espanhol

EL PODER DE AMARÚ Dicen que en aquel tiempo hubo una sequía tan grande que murieron las plantas y desaparecieron hasta los líquenes y musgos bajo la fuerza del sol implacable. Al perecer los árboles, la tierra sin sombra se resquebrajaba provocando grietas profundas. Cuentan que hasta la flor de qantu, que se encuentra en los terrenos más áridos, sintió secarse sus pétalos. El último capullo que quedaba aferrado a la vida, no se animaba a abrirse por miedo a calcinarse en medio de tanta sequía y calor. Sin embargo no podía quedar cerrado mucho más tiempo, moriría sin nacer. Así, con toda su pequeña fuerza de capullo pidió por su vida... y algo muy extraño sucedió: a medida que se abría, sus pétalos fueron transformándose en alas. Entonces, feliz y agitando todo su cuerpecito se desprendió de la planta calcinada convertido en colibrí. Voló hacia la cordillera y llegó agotado hasta la laguna de Wacracocha. Sintió que sus alas ya no le respondían: si se detenía a beber, se ahogaría. Con un esfuerzo que excedía su pequeño cuerpo, siguió volando hacia la cumbre del Waitapallana. Tenía que cumplir con su objetivo, sino ¿de qué serviría el milagro de estar vivo? Finalmente, se posó agotado en la cima helada por el viento, y con su último hálito suplicó ternura y piedad al padre Waitapallana, para que salvara a la tierra que desaparecería a causa de la sequía. Después de su acto heroico, el colibrí murió. Waitapallana se sintió sumamente apenado al observar el paisaje devastado, la esterilidad de la tierra... Pero aún se percibía el aroma de la flor de qantu, de la última flor. Él amaba a estas flores que solían engalanar su vestimenta y su fiesta. Sufrió tanto al darse cuenta de que el final estaba cerca que dos lágrimas de dura roca resbalaron hasta la superficie de Wacracocha y, ante la conmndencia de tremenda congoja, las aguas se abrieron e hicieron temblar al mundo. Pero no terminó allí el movimiento que asustó a todo ser que todavía quedaba vivo: el estruendo y las lágrimas de Waitapallana llegaron al fondo de la laguna y despertaron al amarú, que amodorrado descansaba enroscado a los pies de la cordillera con la cabeza apoyada en los bordes del espejo de agua. Todavía sin entender, comenzó a desperezarse mientras la tierra se movía violentamente. La laguna, agitada, dejó ver entre la espuma su cabeza de llama con ojos cristalinos y hocico rojizo, su cuerpo de serpiente alada y su cola de pez. Totalmente despierta y furiosa por haber sido molestada, la serpiente se elevó en el aire opacando al sol con las llamas de ira que irradiaba su mirada. ¿Qué hacer? ¿Cómo defenderse de tan terrible amenaza? Miles de valientes guerreros con corazas y espuelas aparecieron como por arte de magia y se lanzaron a combatida. Así, la lucha fue desigual... el poder del amarú resultaba indescriptible: del hocico surgió una niebla espesa que fue a parar a los cerros, por los estrepitosos y violentos movimientos de sus alas comenzó a caer una lluvia en torrentes, de su cola de pez se desprendió el granizo y de los reflejos dorados de las bellas escamas nació el arco iris. Los guerreros perecían en "lUl acto tan heroico como el del colibrí: una cadena necesaria de acontecimientos. Sus muertes no eran en vano. Así renació la vida cuando ya parecía extinguida, reverdeció la tierra y se llenaron de agua clara los puquíos. El amarú, satisfecho, descansó. Los quechuas lo saben, todo está escrito en las escamas del amarú, las vidas, las cosas, las historias, las realidades y los sueños; es por eso que la serpiente alada siempre sabe lo que hace.

Quechua

Última atualização: 2021-01-27
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo
Aviso: contém formatação HTML invisível

Espanhol

en enero con el calor, me muero 2.- febrero para enamorarse 3.- en marzo me preocupo de los estudio 4.-¿abril lluvias mil? no 5.- en mayo ir a la playa 6.- junio sacando el paraguas 7.- julio gritando de alegria por la lluvia 8.-agosto ha criar un gato 9.- septiembre a las fondas de fiestas patrias 10.- octubre rie de la primavera que llega 11.-noviembre busca un disfras de halloween 12.- diciembre busca un regalo de navid

Quechua

en enero con el calor, me muero 2.- febrero para enamorarse 3.- en marzo me preocupo de los estudio 4.-¿abril lluvias mil? no 5.- en mayo ir a la playa 6.- junio sacando el paraguas 7.- julio gritando de alegria por la lluvia 8.-agosto ha criar un gato 9.- septiembre a las fondas de fiestas patrias 10.- octubre rie de la primavera que llega 11.-noviembre busca un disfras de halloween 12.- diciembre busca un regalo de navid

Última atualização: 2021-01-26
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

Dicen que un día cuando el burro estaba comiendo pasto llegó un zorro. En eso dijo el zorro: "¿Cómo estás, orejoncito?" y el burro le contestó. "No estoy bien, -pues narizoncito. Cuando salté a un corral pisé una espina grande. Por eso no puedo caminar ya que mi talón está cojo. Y tú, ¿cómo estás?, dijo. Y el zorro respondió: "Yo tampoco estoy bien. Estoy andando con hambre sin tener nada de comida en mi estómago. Si fueras oveja te comería", dijo. Cuando eso el burro dijo: "Amigo boca puntiaguda, al hambre se podría resistir. ¿No podrías ver esa espina que está en mi talón?. Amigo, tú eres considerado como el mejor doctor. Sácame la espina pues por favor". Así cuando estaba halagándolo, el zorro se alegró mucho, y por fin lo aceptó pensando: soy mucho más hombre que este burro". Entonces el zorro le hace doblar la pata al burro y la mira moviéndola para acá y para allá diciéndole: "Esta espina tuya no es nada para mí". Pero cuando la está viendo muy orgulloso, el burro apuntando a la boca del zorro, y cerrando un ojo, le dio una patada hasta que se destrozaron los dientes. El zorro cayó al suelo como un trapo. Allí estaba : tirado, con los ojos volteados y sin conocimiento. Mientras estaba así el burro estaba brincoteando y dijo: "Mejor dicho, ha sido más tonto que yo". Y se fue riéndose moviendo el trasero de un lado a otro. Última actualización: 2020-11-21 Frecuencia de uso: 1 Calidad: Excelente Referencia: Anónimo Advertencia: contiene formato HTML invisible ¡Qué frío hacía!; nevaba y comenzaba a oscurecer; era la última noche del año, la noche de San Silvestre. Bajo aquel frío y en aquella oscuridad, pasaba por la calle una pobre niña, descalza y con la cabeza descubierta. Verdad es que al salir de su casa llevaba zapatillas, pero, ¡de qué le sirvieron! Eran unas zapatillas que su madre había llevado últimamente, y a la pequeña le venían tan grandes, que las perdió al cruzar corriendo la calle para librarse de dos coches que venían a toda velocidad. Una de las zapatillas no hubo medio de encontrarla, y la otra se la había puesto un mozalbete, que dijo que la haría servir de cuna el día que tuviese hijos. Y así la pobrecilla andaba descalza con los desnudos piececitos completamente amoratados por el frío. En un viejo delantal llevaba un puñado de fósforos, y un paquete en una mano. En todo el santo día nadie le había comprado nada, ni le había dado un mísero chelín; volvíase a su casa hambrienta y medio helada, ¡y parecía tan abatida, la pobrecilla! Los copos de nieve caían sobre su largo cabello rubio, cuyos hermosos rizos le cubrían el cuello; pero no estaba ella para presumir. En un ángulo que formaban dos casas -una más saliente que la otra-, se sentó en el suelo y se acurrucó hecha un ovillo. Encogía los piececitos todo lo posible, pero el frío la iba invadiendo, y, por otra parte, no se atrevía a volver a casa, pues no había vendido ni un fósforo, ni recogido un triste céntimo. Su padre le pegaría, además de que en casa hacía frío también; sólo los cobijaba el tejado, y el viento entraba por todas partes, pese a la paja y los trapos con que habían procurado tapar las rendijas. Tenía las manitas casi ateridas de frío. ¡Ay, un fósforo la aliviaría seguramente! ¡Si se atreviese a sacar uno solo del manojo, frotarlo contra la pared y calentarse los dedos! Y sacó uno: «¡ritch!». ¡Cómo chispeó y cómo quemaba! Dio una llama clara, cálida, como una lucecita, cuando la resguardó con la mano; una luz maravillosa. Parecióle a la pequeñuela que estaba sentada junto a una gran estufa de hierro, con pies y campana de latón; el fuego ardía magníficamente en su interior, ¡y calentaba tan bien! La niña alargó los pies para calentárselos a su vez, pero se extinguió la llama, se esfumó la estufa, y ella se quedó sentada, con el resto de la consumida cerilla en la mano. Encendió otra, que, al arder y proyectar su luz sobre la pared, volvió a ésta transparente como si fuese de gasa, y la niña pudo ver el interior de una habitación donde estaba la mesa puesta, cubierta con un blanquísimo mantel y fina porcelana. Un pato asado humeaba deliciosamente, relleno de ciruelas y manzanas. Y lo mejor del caso fue que el pato saltó fuera de la fuente y, anadeando por el suelo con un tenedor y un cuchillo a la espalda, se dirigió hacia la pobre muchachita. Pero en aquel momento se apagó el fósforo, dejando visible tan sólo la gruesa y fría pared. Encendió la niña una tercera cerilla, y se encontró sentada debajo de un hermosísimo árbol de Navidad. Era aún más alto y más bonito que el que viera la última Nochebuena, a través de la puerta de cristales, en casa del rico comerciante. Millares de velitas, ardían en las ramas verdes, y de éstas colgaban pintadas estampas, semejantes a las que adornaban los escaparates. La pequeña levantó los dos bracitos... y entonces se apagó el fósforo. Todas las lucecitas se remontaron a lo alto, y ella se dio cuenta de que eran las rutilantes estrellas del cielo; una de ellas se desprendió y trazó en el firmamento una larga estela de fuego. «Alguien se está muriendo» -pensó la niña, pues su abuela, la única persona que la había querido, pero que estaba muerta ya, le había dicho: -Cuando una estrella cae, un alma se eleva hacia Dios. Frotó una nueva cerilla contra la pared; se iluminó el espacio inmediato, y apareció la anciana abuelita, radiante, dulce y cariñosa. - ¡Abuelita! -exclamó la pequeña-. ¡Llévame, contigo! Sé que te irás también cuando se apague el fósforo, del mismo modo que se fueron la estufa, el asado y el árbol de Navidad. Apresuróse a encender los fósforos que le quedaban, afanosa de no perder a su abuela; y los fósforos brillaron con luz más clara que la del pleno día. Nunca la abuelita había sido tan alta y tan hermosa; tomó a la niña en el brazo y, envueltas las dos en un gran resplandor, henchidas de gozo, emprendieron el vuelo hacia las alturas, sin que la pequeña sintiera ya frío, hambre ni miedo. Estaban en la mansión de Dios Nuestro Señor. Pero en el ángulo de la casa, la fría madrugada descubrió a la chiquilla, rojas las mejillas, y la boca sonriente... Muerta, muerta de frío en la última noche del Año Viejo. La primera mañana del Nuevo Año iluminó el pequeño cadáver, sentado, con sus fósforos, un paquetito de los cuales aparecía consumido casi del todo. «¡Quiso calentarse!», dijo la gente. Pero nadie supo las maravillas que había visto, ni el esplendor con que, en compañía de su anciana abuelita, había subido a la gloria del Año Nuevo. Última actualización: 2020-08-09 Frecuencia de uso: 2 Calidad: Sea el primero en votar Referencia: Anónimo En Africa viven unas lagartijas, que se les llaman las mahjullas, las cuales se meten por los recovecos de las casas, de techo de paja, y cuando llega la noche, hacen un ruido bien extraño, que dice más o menos así thuc thac, thuc thac. Eran dos lagartijas que se peleaban en la mañana en un pueblito, y hacían el ruido que les caracteriza, cuando de pronto un perro se dio cuenta de lo que estaba sucediendo, por lo que dijo no no no no no!, tenemos que separar a las lagartijas, debemos hacer algo para que no haya violencia en este pueblo, todo el mundo tiene que levantarse, todos unidos contra la violencia estructural de este país… y como nadie se levantaba, el perro dijo: si trato de separar a las lagartijas, tendría que subirme al techo, pero solo no puedo… alguien tiene que ayudarme! pero quién… ah ya se, el gallo me va a ayudar a separar a las lagartijas, si! es un animal fuerte, poderoso, macho, que tiene todas sus gallinas bajo control, el si me va a ayudar, entonces miró al gallo diciendo: oye gallo hay dos lagartijas que se están peleando en el techo de una casa, hay que hacer algo, el gallo le dice, y a mí qué me importa, dos lagartijas que pelean, no es mi problema, yo me preocupo de mis gallinas, y el resto, no me importa. Durante ese tiempo las lagartijas seguían peleándose. El perro dijo: esto no puede ser, tengo que encontrar a alguien para que me ayude a separar a las lagartijas, ya se el buey,¡por supuesto! animal, poderoso, fuerte, si él me va a ayudar, lo mira y le dice: oye buey hay dos lagartijas que se pelean en el pueblito, hay que hacer algo, y el buey todo gordo, le dice: ¡uf, uf, uf!, y a mí qué me importa, dos lagartijas que pelean, no es mi problema, mira perro yo me preocupo de mis problemas, los demás no son problemas, uf, uf, uf. Durante ese tiempo las dos lagartijas seguían peleándose. Uyu yu yu yui! dijo el perro, tengo que encontrar a alguien para que me ayude a separar a las lagartijas, ya sé! dijo el burro, ¿por qué no me había dado cuenta antes?, animal viejo, sabio, inteligente, si, si, si! el burro me va a ayudar, y le dice: oye burro, hay dos lagartijas que se pelean desde temprano en el pueblito, hay que hacer algo… y el burro le contesta, diciendo: y a mí qué me importa, dos lagartijas que pelean, no es mi problema, mira, si no dices nada, si no ves nada, si no escuchas nada, no pasa nada! Durante ese tiempo las dos lagartijas habían subido encima de un techo de paja de una casa y dentro de ella había una abuela preparando una sopa, y la paja cayó adentro de la casa, en el fuego, se dio vuelta la olla, se quemo la casa y la abuela se murió. La gente del pueblo, en vista de lo que le paso a la abuela, todos se reunieron, y fueron a buscar al burro, para cargarlo con baldes de agua bien pesados, para apagar el fuego. Después de ya estar muerta la abuela, se debió planificar el entierro, pero en África, cuando una persona de edad se muere, hacen una fiesta que dura tres semanas, con todo el pueblo, porque quiere decir que ha pasado bien su vida, para llegar a esa edad. Así que para hacer la fiesta, se necesita músicos, bailarines, toda la gente reunida, pero también se necesita “comida pues” así que agarraron al gallo y “cuic”, agarraron al buey y “cuic”, he hicieron una rica comida, para todo el pueblo…. y el perro, ¿qué paso con el perro?… nada el perro se fue a buscar al burro y le dijo: ya ves burro, dos lagartijas que peleaban, no era tu problema, pero mira que el gallo se murió, el buey se murió, y a ti te duele la espalda de cargar tanta agua, tienes una ciática, y necesitas acupuntura eh! El narrador africano, que cuenta este cuento, agrega al final que, cuando hay un problema en una comunidad, todos deben de reunirse para tratar de resolverlo, aunque sea un problema de “lagartijas no más”, porque los problemas de la minoría, son los problemas de la mayoría, y a mí siempre me hizo reflexionar, lo que decía un jefe espiritual amerindio, que comparaba su sociedad, a la occidental, y decía: “en la sociedad de los blancos, cuando un niño nace, se agrega un cuadradito, en cambio en nuestra sociedad, cuando un niño nace, agrandamos el círculo”. Este cuento nos hace, conocernos a nosotros mismos, considerando que, el capital social, es algo que todavía nos cuesta mucho desarrollar, porque existen siempre excusas, para lanzar la primera piedra. Sólo puedo agregar, que escuchar tiene un sentido en estos días de tanto revuelo político, por cuanto, mientras más estemos dispuestos a escuchar a los demás, estaremos dispuestos a generar cambios, en nuestro entorno, la otra opción es mucho más fácil, no se requiere ningún requisito.

Quechua

Última atualização: 2021-01-25
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo
Aviso: contém formatação HTML invisível

Espanhol

ERA HACE una vez UNA NIÑA que hablaba QUECHUA ERA MUY FELIZ EN LA SELVA Y UN DIA TUBO QUE IRSE A LA CIUDAD Y ella se puso emocionada por ir y recordó que se tenía que ir DE SU CASA Y LA IVA A EXTRAÑAR MUCHO CUANDO LLEGO SE asombro mucho y se fue a su departamento y has que un día le digieron que IVA a volver a la selva se puso muy muy contenta y llego a la selva y abraso a sus padres y se fue a buscar a sus amigos y colorín colorado este cuento se a acabado

Quechua

Última atualização: 2021-01-21
Frequência de uso: 3
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

Historias sobre la Naturaleza También existen algunas historias sobre la naturaleza que son contadas por uno de los guías de la comunidad, Mauricio Jipa: Historias sobre la Naturaleza También existen algunas historias sobre la naturaleza que son contadas por uno de los guías de la comunidad, Mauricio Jipa: “Los ciempiés viven debajo de las hojas y ramas secas. Nosotros creemos que si el ciempiés pasa por nuestra mano podemos ser buenos músicos, guitarristas o violinistas. Si uno no va a ser un buen músico, el ciempiés se enrolla en tu mano”. “El colibrí. Nuestros padres se levantaban a las cuatro de la mañana para tomar la guayusa, en eso nos daban el conocimiento de padres a hijos. Tomábamos tabaco de hoja de la Amazonía y luego nos ponían ají en los ojos: esto no es un castigo, es protección para nosotros, si te encuentras con una anaconda o una boa te protege porque los jaguares o los pumas te pone los ojos hacia ti, y como estas con ají en los ojos, se ahuyenta y se va, no te caza. Después de todo esto nos vamos a bañar, regresamos a tomar una mocahua de chicha y luego caminamos al bosque, nos decían los mayores que tenemos que ir al bosque y cazar colibríes. El colibrí es un ave muy pequeña que no se puede cazar muy rápido, tenemos que caminar muchos kilómetros dentro del bosque para poder cazar. Al comer su cerebro te va a volver cazador, fuerte e inteligente, su cerebro es muy pequeño”. “Pitón: es una fruta comestible, tiene una sola raíz principal, hacia adentro y dos secundarias, no tiene muchas raíces. Muchas de las veces las mujeres kichwas de la Amazonía van a esta planta, que da muchos frutos, y danzan alrededor del pitón para tener ellas también muchos frutos, la yuca, el maní, el frejol, el plátanos. Danzaban las mujeres para que les den más frutos. Ya no lo hacen mucho ahora”. Doña Enma Cerda también comparte algunas de sus historias y cuenta cómo los animales se relacionan con el conocimiento de la naturaleza: “Inti Mama es un escarabajo. Cuando va a hacer sol ese escarabajo chilla. Para saber si va a llover, sabemos por las hormigas Tamia Añangu, así les llamamos. Esas andan con un pájaro. Como silba el pajarito, por donde va silbando el pájaro la hormiga va siguiendo. El pájaro se llama Añangu Mama, madre de las hormigas”. Otro mito bien conocido en la comunidad es de la historia del pájaro Butú: “Killa Mama (madre luna): ese pájaro tenía un esposo, vivían entre dos en la casa. Llegó el tiempo de trasladarse a otro lado, el esposo le dice: Vamos, lleve todas las cosas. Pero la mujer no ha podido alistar rápido. El esposo le dice: Vamos, ya me estoy yendo. Ella recién comienza a poner la piyuna para llevar las cosas. No ha envuelto bien, se caen las cosas, y entonces el esposo se ha ido dejando y la esposa se ha quedado. Por eso en las noches de luna dice “ñuka kusaya”, en español sería “esposo mío”. Siempre está sola, viendo que la luna sale. La luna era el esposo de la señora. Por eso las mujeres deben alistarse rápido, sino se quedan”. “Los ciempiés viven debajo de las hojas y ramas secas. Nosotros creemos que si el ciempiés pasa por nuestra mano podemos ser buenos músicos, guitarristas o violinistas. Si uno no va a ser un buen músico, el ciempiés se enrolla en tu mano”. “El colibrí. Nuestros padres se levantaban a las cuatro de la mañana para tomar la guayusa, en eso nos daban el conocimiento de padres a hijos. Tomábamos tabaco de hoja de la Amazonía y luego nos ponían ají en los ojos: esto no es un castigo, es protección para nosotros, si te encuentras con una anaconda o una boa te protege porque los jaguares o los pumas te pone los ojos hacia ti, y como estas con ají en los ojos, se ahuyenta y se va, no te caza. Después de todo esto nos vamos a bañar, regresamos a tomar una mocahua de chicha y luego caminamos al bosque, nos decían los mayores que tenemos que ir al bosque y cazar colibríes. El colibrí es un ave muy pequeña que no se puede cazar muy rápido, tenemos que caminar muchos kilómetros dentro del bosque para poder cazar. Al comer su cerebro te va a volver cazador, fuerte e inteligente, su cerebro es muy pequeño”. “Pitón: es una fruta comestible, tiene una sola raíz principal, hacia adentro y dos secundarias, no tiene muchas raíces. Muchas de las veces las mujeres kichwas de la Amazonía van a esta planta, que da muchos frutos, y danzan alrededor del pitón para tener ellas también muchos frutos, la yuca, el maní, el frejol, el plátanos. Danzaban las mujeres para que les den más frutos. Ya no lo hacen mucho ahora”. Doña Enma Cerda también comparte algunas de sus historias y cuenta cómo los animales se relacionan con el conocimiento de la naturaleza: “Inti Mama es un escarabajo. Cuando va a hacer sol ese escarabajo chilla. Para saber si va a llover, sabemos por las hormigas Tamia Añangu, así les llamamos. Esas andan con un pájaro. Como silba el pajarito, por donde va silbando el pájaro la hormiga va siguiendo. El pájaro se llama Añangu Mama, madre de las hormigas”. Otro mito bien conocido en la comunidad es de la historia del pájaro Butú: “Killa Mama (madre luna): ese pájaro tenía un esposo, vivían entre dos en la casa. Llegó el tiempo de trasladarse a otro lado, el esposo le dice: Vamos, lleve todas las cosas. Pero la mujer no ha podido alistar rápido. El esposo le dice: Vamos, ya me estoy yendo. Ella recién comienza a poner la piyuna para llevar las cosas. No ha envuelto bien, se caen las cosas, y entonces el esposo se ha ido dejando y la esposa se ha quedado. Por eso en las noches de luna dice “ñuka kusaya”, en español sería “esposo mío”. Siempre está sola, viendo que la luna sale. La luna era el esposo de la señora. Por eso las mujeres deben alistarse rápido, sino se quedan”.

Quechua

Última atualização: 2021-01-13
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

Historias sobre la Naturaleza También existen algunas historias sobre la naturaleza que son contadas por uno de los guías de la comunidad, Mauricio Jipa: “Los ciempiés viven debajo de las hojas y ramas secas. Nosotros creemos que si el ciempiés pasa por nuestra mano podemos ser buenos músicos, guitarristas o violinistas. Si uno no va a ser un buen músico, el ciempiés se enrolla en tu mano”. “El colibrí. Nuestros padres se levantaban a las cuatro de la mañana para tomar la guayusa, en eso nos daban el conocimiento de padres a hijos. Tomábamos tabaco de hoja de la Amazonía y luego nos ponían ají en los ojos: esto no es un castigo, es protección para nosotros, si te encuentras con una anaconda o una boa te protege porque los jaguares o los pumas te pone los ojos hacia ti, y como estas con ají en los ojos, se ahuyenta y se va, no te caza. Después de todo esto nos vamos a bañar, regresamos a tomar una mocahua de chicha y luego caminamos al bosque, nos decían los mayores que tenemos que ir al bosque y cazar colibríes. El colibrí es un ave muy pequeña que no se puede cazar muy rápido, tenemos que caminar muchos kilómetros dentro del bosque para poder cazar. Al comer su cerebro te va a volver cazador, fuerte e inteligente, su cerebro es muy pequeño”. “Pitón: es una fruta comestible, tiene una sola raíz principal, hacia adentro y dos secundarias, no tiene muchas raíces. Muchas de las veces las mujeres kichwas de la Amazonía van a esta planta, que da muchos frutos, y danzan alrededor del pitón para tener ellas también muchos frutos, la yuca, el maní, el frejol, el plátanos. Danzaban las mujeres para que les den más frutos. Ya no lo hacen mucho ahora”. Doña Enma Cerda también comparte algunas de sus historias y cuenta cómo los animales se relacionan con el conocimiento de la naturaleza: “Inti Mama es un escarabajo. Cuando va a hacer sol ese escarabajo chilla. Para saber si va a llover, sabemos por las hormigas Tamia Añangu, así les llamamos. Esas andan con un pájaro. Como silba el pajarito, por donde va silbando el pájaro la hormiga va siguiendo. El pájaro se llama Añangu Mama, madre de las hormigas”. Otro mito bien conocido en la comunidad es de la historia del pájaro Butú: “Killa Mama (madre luna): ese pájaro tenía un esposo, vivían entre dos en la casa. Llegó el tiempo de trasladarse a otro lado, el esposo le dice: Vamos, lleve todas las cosas. Pero la mujer no ha podido alistar rápido. El esposo le dice: Vamos, ya me estoy yendo. Ella recién comienza a poner la piyuna para llevar las cosas. No ha envuelto bien, se caen las cosas, y entonces el esposo se ha ido dejando y la esposa se ha quedado. Por eso en las noches de luna dice “ñuka kusaya”, en español sería “esposo mío”. Siempre está sola, viendo que la luna sale. La luna era el esposo de la señora. Por eso las mujeres deben alistarse rápido, sino se quedan”.

Quechua

Última atualização: 2021-01-13
Frequência de uso: 2
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

1: LA LAGUNA DE PACA Un anciano llego como un mendigo al pueblo que se encontraba en el lugar de la laguna de Paca, fue de casa en casa pidiendo un vaso de agua pero la gente que vivía no le quiso dar un vaso con agua. La mayoría de la personas le decía no tengo y le cerraban la puerta pero ese anciano llegó a una casa donde lo recibieron y le dieron hospedaje y así como el vaso con agua; luego de beber en ansiado liquido el anciano le dijo a la familia que tenían que irse de ese lugar porque iba a caer un gran castigo a los habitantes de este lugar y todas las personas que habitaban iban a morir y que si escucharan algún ruido no voltearan porque se convertirían en piedra, la familia emprendió el viaje subiendo al serró cuando estaban a medio camino se escuchó una explosión que produjo un gran ruido el pequeño de la familia volteo y se convirtió en piedra; luego el padre también desobedeció y volteo también se convirtió en piedra; la madre con su pequeño hijo que también se dieron la vuelta y se convirtieron en piedra, el pueblo que sufrió el castigo del anciano desapareció en su lugar existe ahora la laguna de paca, las piedra de la familia que desobedeció al anciano se pueden observar en la actualidad.

Quechua

1: LA LAGUNA DE PACA Un anciano llego como un mendigo al pueblo que se encontraba en el lugar de la laguna de Paca, fue de casa en casa pidiendo un vaso de agua pero la gente que vivía no le quiso dar un vaso con agua. La mayoría de la personas le decía no tengo y le cerraban la puerta pero ese anciano llegó a una casa donde lo recibieron y le dieron hospedaje y así como el vaso con agua; luego de beber en ansiado liquido el anciano le dijo a la familia que tenían que irse de ese lugar porque iba a caer un gran castigo a los habitantes de este lugar y todas las personas que habitaban iban a morir y que si escucharan algún ruido no voltearan porque se convertirían en piedra, la familia emprendió el viaje subiendo al serró cuando estaban a medio camino se escuchó una explosión que produjo un gran ruido el pequeño de la familia volteo y se convirtió en piedra; luego el padre también desobedeció y volteo también se convirtió en piedra; la madre con su pequeño hijo que también se dieron la vuelta y se convirtieron en piedra, el pueblo que sufrió el castigo del anciano desapareció en su lugar existe ahora la laguna de paca, las piedra de la familia que desobedeció al anciano se pueden observar en la actualidad.

Última atualização: 2021-01-08
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

1: LA LAGUNA DE PACA Un anciano llego como un mendigo al pueblo que se encontraba en el lugar de la laguna de Paca, fue de casa en casa pidiendo un vaso de agua pero la gente que vivía no le quiso dar un vaso con agua. La mayoría de la personas le decía no tengo y le cerraban la puerta pero ese anciano llegó a una casa donde lo recibieron y le dieron hospedaje y así como el vaso con agua; luego de beber en ansiado liquido el anciano le dijo a la familia que tenían que irse de ese lugar porque iba a caer un gran castigo a los habitantes de este lugar y todas las personas que habitaban iban a morir y que si escucharan algún ruido no voltearan porque se convertirían en piedra, la familia emprendió el viaje subiendo al serró cuando estaban a medio camino se escuchó una explosión que produjo un gran ruido el pequeño de la familia volteo y se convirtió en piedra; luego el padre también desobedeció y volteo también se convirtió en piedra; la madre con su pequeño hijo que también se dieron la vuelta y se convirtieron en piedra, el pueblo que sufrió el castigo del anciano desapareció en su lugar existe ahora la laguna de paca, las piedra de la familia que desobedeció al anciano se pueden observar en la actualidad.

Quechua

Última atualização: 2021-01-08
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

GRAN CAÍDA Había una vez una vez una hermosa muchacha llamada Yasmania que vivía el campo con sus hermanitos y sus padres, yasmania era amante de las flores, pero no había podido hacer crecer una hermosa rosa, pero ella pidió de todo corazón que creciera hermosa rosa en el terrenito que tenían en el campo. Ya había pasado mucho tiempo después que la hermosa yasmania había plantado su rosa y había dado resultados junto con su hermanita la cuidaron yasmania le enseñó a su hermanita a cuidar las plantitas y a los animalitos de la casa pequeña que tenían yasmania estaba tan feliz con las cosas que tenia al lado de su familia. Yasmania bajaba del campo a la feria para vender sus flores y sus hortalizas junto con sus hermanitos mientras sus padres se quedaban en el campo haciendo la chacra ya que ellos se dedicaban a la agricultura. Yasmania después de vender todo compraba cosas que necesitaban en la casa y se regresaban al campo cantando jugando junto con sus hermanitos mientras ellos regresaban jugando yasmania pensaba en su rosita que ya estaba floreciendo dentro de ella decía al otro domingo ya traeré mis rositas para venderlas así llevare mas dinerito a la casa, pero se venían días oscuros en todo el mundo. Una trágica enfermedad ataco a todo el mundo y les dio a los padres de yasmania y fallecieron yasmania lloro al lado de sus rositas porque dios mío porque te los llevaste ella decía y ella triste se quedó con sus hermanitos. Los días y meses años pasaron sus hermanos ya estaban grandes ellos se iban al colegio mientras que ella no podía porque tenia que hacerse cargo de la casa, y de lo poco que tenían un día vinieron personas a la casa a hablarle sobre los terrenitos que tenía que querían quitársela ala fuerza para veneficio de los vecinos pero ella se astenia a dársela y como eran brabucones la golpearon hasta casi matarla pero sus hermanos llegaron del colegio la encontraron tirada en el suelo la levantaron cuidadosamente y la llevaron a la cama y ahí curaron sus heridas y ella les gradeció por lo que estaban haciendo y ella les dijo que dios siempre me los bendiga en ahí ellas les hablo si un día yo llego a faltarles hermanos estudien cuiden la casa mis flores los rebaños tal y como le se enseñado y tal como nos enseñó nuestros padres y sus hermanos respondieron claro que si hermanita eso haremos te lo prometemos Los días pasaban y otra vez regresaron esos brabucones pero ella les dijo otra vez que no y esos malditos la ultrajaron le hicieron daño y también la amenazaron si ella iba con la policía también le harían lo mismo a su hermanita y ella dijo me quedare callada no diré nada ella lloraba su desdicha decía porque a mi ahora si madre y padre me has abandonado lloraba con dolor

Quechua

Última atualização: 2020-12-31
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

El trigo llega a su madurez, cuando la planta cambia su color verde por el blanquecina o amarillento. La madurez empieza por el cuello de la planta y a medida que avanza hacia arriba, los materiales que ésta ha almacenado en el tallo y en las hojas, migran en dirección a la espiga, para depositarse en los granos. El grano ha llegado a la madurez cuando no se deja cortar transversalmente con la uña. En la actualidad para la cosecha de trigo la tendencia es utilizar una máquina automotriz. Esto permite una operación rápida y económica, disminuyendo además las perdi das por desgrane. En predios pequeños, aún se usa el método manual, el que se deseribe a continuación. Cosecha manual La "siega" o corte del trigo a mano, se hace con echona (hoz), es una operacion en ta que sólo debería emplearse en superficies pequeñas o terrenos accidentados donde no es posible la entrada de la máquina como colinas o terrenos con mucha pendiente , en todo caso, esta faena debe hacerse en el menor tiempo posible para evita' perdidas desgrane, por daño de pájaros y por inclemencias climáticas. A medida que se va segando el trigo, se van haciendo atados o "gavillas" que van quedando paradas en cl terreno mis mo. Antiguamente, esta faena se hacia aplastando las gavillas extendidas en la "era" con caballos. operación que aún se practica en pequeños predios. Figura 2. Cosecha mecanizada. Para tal efecto se usa una máquina automotriz El porcentaje de humedad del trigo, en el momento de la cosecha puede fluctuar del 13 al 17% evitándose así, problemas de daños al grano. Un método práctico para saber cuál es el momento exacto para la cosecha, consiste en tomar varias espigas al azar y refregarlas entre las manos. Si el desgrane se produce en forma relativamente fácil, se está en el momento exacto de la cosecha. Esta no debería tomar más de cinco días por los peligros de incendio, lluvia o desgrane que es aprovechado por los pájaros. Es necesario tener en cuenta el tiempo que demorará la faena, tomando en consideración que una máquina de tamaño medio cosecha de 7 a 8 hectáreas al dia. Cuando el cultivo está invadido por malezas, después de la cosecha, durante el almacenamiento, puede elevarse el contenido de humedad del grano y la temperatura hasta niveles peligrosos, con riesgo del deterioro de los granos, ataque de insectos y microorganismos lo cual disminuye su valor nutritivo. Las máquinas combinadas siegan o trillan simultáneamente y entregan el grano con un grado de limpieza bastante aceptable. Figura 3. En la cosecha debe controlarse: Las pérdidas en el molinete. Este debe caminar a una velocidad periférica de 1,50 veces a la velocidad de la máquina La posición del molinete debe ser tui que deposite el trigo en la mesa apenas haya sido cortado por las cuchillas. Las paletas deben tocar justo debajo de la espiga. La velocidad de la máquina debería ser la recomendada por su fabricante. La velocidad del cilindro deberá ajustarse mediante las diferentes combinaciones que pueden hacerse en la transmisión. Nunca deberá regularse con la aceleración de la máquina. Con climas secos y calurosos regule la automotriz según las siguientes indicaciones: Velocidad del cilindro 4.500 a 5.500 pies por minuto (0.3 m. por minuto). Abertura del cóncavo 3/8 a 5/8 de pulgada (9,5 a 15,9 mm). Linea de dientes 2 a 4. La velocidad del cilindro, la abertura del cóncavo y los dientes deben estar ajustados de tal manera que dejen escasamente algunos granos en la espiga y por otro lado no partan los granos. A continuación se dan algunos consejos para operar correctamente una cosechadora combinada. Naturalmente que los procedimientos específicos de ajuste deberán ser consultados en el Manual del Operador de la Cosechadora, que se está usando. Las soluciones sugeridas deberán ser aplicadas con criterio ya que es necesario hacer un esfuerzo para comprender con mayor profundidad los mecanismos propios de una cosechadora y porqué se está haciendo el ajuste. A continuación se analizarán los problemas más importantes, su causa probable y la solución posible a cada situación planteada

Quechua

Última atualização: 2020-12-14
Frequência de uso: 2
Qualidade:

Referência: Anônimo
Aviso: contém formatação HTML invisível

Espanhol

RESUMEN El presente trabajo de investigación acción titulado “Desarrollo de aprendizajes vivenciales para la revitalización de la lengua quechua, en niños y niñas de 3, 4 y 5 años de la Institución Educativa Inicial N°1050 de Ihuina - Pomacanchi – Acomayo – Cusco”. Se realizó con el propósito de mejorar la verbalización en la lengua quechua, que constituía un problema por parte nuestra ya que no se aplicaba correctamente. Se ha mejorado este problema aplicando estrategias significativas, vivenciadas y planificadas en serie de sesiones de aprendizaje, Se ha desarrollado diferentes actividades como: talleres, sesiones de aprendizajes y visitas. Cuyos aprendizajes son ajenos a la realidad de su comunidad, promoviéndose la perdida de la lengua quechua, a ellos se suma la indiferencia de los padres de familia, con la poca valoración de nuestra lengua quechua más sus desempeños están inmersos en las formas de vida de la cultura occidental, con el pretexto de que sus hijos no pueden aprender saberes de la comunidad, porque es un atraso en su aprendizaje. La investigación tiene como objetivo de desarrollar aprendizajes vivenciales para la revitalización de la lengua quechua en niños y niñas de 3, 4 y 5 años de edad. La investigación es muy importante, para la formación de los niño y niñas dentro de su contexto andino. El tipo de investigación que se ha aplicado es cualitativo. Con este tipo de investigación Acción Pedagógica, fruto de la observación crítica y reflexiva de nuestra práctica docente, podemos fortalecer el desarrollo de aprendizajes vivenciales para la revitalización de la lengua quechua, de esta manera se puede identificar categorías y sub categorías con una base teórica hasta llegar a las conclusiones buscando alternativas de solución, con el auxilio de la técnica de triangulación, tanto en la deconstrucción como en la reconstrucción. Los resultados a que se llegó es que la verbalización de la lengua quechua entra en un proceso de revitalización, atraves de espacios de participación de los padres de familia, docentes, sabios y la población en general, con la sensibilización, apropiación, compromiso y toma de decisiones para poder revalorar la lengua quechua, en el marco de la interculturalidad.

Quechua

Última atualização: 2020-12-13
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

Llego ya llego ya

Quechua

Última atualização: 2020-12-10
Frequência de uso: 2
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

Doña Juana vive en una comunidad de ayacucho a 10 horas de la ciudad ella se dedica a criar sus alpacas porque es su fuente de vida por primera vez llegó a la ciudad al hospital y su primera barrera es el idioma porque no entendía casi nada del español y tampoco le acompaña nadie hace unos días había llegado a la ciudad porque tiene muchos problemas de salud a continuación su versión traducido al español Mi nombre es Juana y tengo 65 años de edad vivo con mi esposo en la comunidad campesina de CCASAC qué pertenece ayacucho y es la primera vez que asisto a un hospital porque me duele la cabeza todos los días mi estómago siempre está hinchado y me arde la boca del estómago Además desde hace una semana que me da mucho sueño y no tengo ganas para nada y siento no tener fuerzas para nada Así mismo me he caído en un Barranco Y me duele mucho la columna

Quechua

Última atualização: 2020-12-02
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

No estoy bien haber si llego viva hasta diciembre

Quechua

No estoy bien haber si llego viva hasta diciembre

Última atualização: 2020-11-23
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

Dicen que un día cuando el burro estaba comiendo pasto llegó un zorro. En eso dijo el zorro: "¿Cómo estás, orejoncito?" y el burro le contestó. "No estoy bien, -pues narizoncito. Cuando salté a un corral pisé una espina grande. Por eso no puedo caminar ya que mi talón está cojo. Y tú, ¿cómo estás?, dijo. Y el zorro respondió: "Yo tampoco estoy bien. Estoy andando con hambre sin tener nada de comida en mi estómago. Si fueras oveja te comería", dijo. Cuando eso el burro dijo: "Amigo boca puntiaguda, al hambre se podría resistir. ¿No podrías ver esa espina que está en mi talón?. Amigo, tú eres considerado como el mejor doctor. Sácame la espina pues por favor". Así cuando estaba halagándolo, el zorro se alegró mucho, y por fin lo aceptó pensando: soy mucho más hombre que este burro". Entonces el zorro le hace doblar la pata al burro y la mira moviéndola para acá y para allá diciéndole: "Esta espina tuya no es nada para mí". Pero cuando la está viendo muy orgulloso, el burro apuntando a la boca del zorro, y cerrando un ojo, le dio una patada hasta que se destrozaron los dientes. El zorro cayó al suelo como un trapo. Allí estaba : tirado, con los ojos volteados y sin conocimiento. Mientras estaba así el burro estaba brincoteando y dijo: "Mejor dicho, ha sido más tonto que yo". Y se fue riéndose moviendo el trasero de un lado a otro.

Quechua

Última atualização: 2020-11-21
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo
Aviso: contém formatação HTML invisível

Espanhol

LA LEYENDA DE LA CIUDAD ENCANTADA Cuenta la leyenda unos pirquineros que se han perdido en el desierto buscando oro, han llegado han un pueblo mágico llamado Tololopampa, donde habita una bella princesa que junto a su fiel sirviente engañan a los mineros para quitarles sus riquezas ... Una vez un señor trabajaba por esas zonas y una noche se perdió y llego a Tololopampa afortunadamente logro escapar con vida, aunque no todos lo consiguen. A muchos los pilla el amanecer, y sus almas pasan a hacer parte de los habitantes de este terrible pueblo fantasma por toda la eternidad. Había una vez una familia que viajaba en una casa rodante se quedó sin combustible y por coincidencia justo cerca del pueblo fantasma (Tololopampa) así que llamaron a un mecánico y el mecánico dijo que iría al día siguiente, así que decidieron quedarse a dormir en aquel lugar. Esa misma noche cuando el niño dormía, apareció una sombra en la cual despertó al niño, entonces el niño agarro una linterna y se la llevo con el ... Al perseguir a la sombra, se encontró con un pueblo que antes no estaba ahí, el niño (Caco) dijo: -Qué raro ese pueblo no estaba ahí En eso su hermanita (Vale) le había seguido y le dio un gran susto al Caco en eso su hermanita dice: - ¿Caco donde estamos? En ahí aparecieron 3 almas, en eso Caco prende su linterna y las almas desaparecieron, entonces, apareció el sirviente de la princesa y los niños se asustaron, en eso el sirviente le pregunta a Caco: -Donde sacaste eso (linterna), de que esta echo ¡¿Oro?! En eso la niña le susurra a su hermano: - Mejor volvamos a la casa El sirviente les dice: -¡¡Volver!! no pueden volver ... La princesa los está esperando. Los niños se asombran y Caco dice: - ¡Si! vamos a conocer a la princesa La niña preocupada trata que su hermano valla con el sirviente y entonces la niña dice (Vale): -Pero Caco *preocupada* El niño (Caco) le dice: -Tranquila volveremos antes de que salga el sol Al estar en la entrada se asombran y al entrar encontraron mucho oro, incluso las columnas y las paredes eran de oro, en ese rato se encontraron con la princesa y la princesa les dice: - ¡ha! Buenas noches pirquineros Caco y Vale le dice: -Buenas noches señorita princesa En eso el sirviente le comenta a la princesa que tenían un objeto que brillaba (linterna) y la princesa le dice: - Valla, Valla, pero si son muy jóvenes En eso el sirviente le dice a la princesa: -Llegaron en una gran ballena de metal (casa rodante) deben ser del viejo mundo La princesa les dice a los niños: -Mi fiel sirviente me dijo que ustedes tienen algo muy brillante (linterna) ¿Es cierto? En eso Caco muestra la linterna y la prende, la princesa lo tomó y se asombró, en eso dijo la princesa *sorprendida*: - ¡Oro en forma de luz! ¡ha que maravilloso! ¡esto hay que celebrarlo! ¡que empiece el baile! Al decir eso salieron muchas almas y empezaron a bailar, los niños se asombraron y Vale dijo: -Caco ... vámonos mejor En eso un alma invitó a bailar a su hermano y Caco dijo: -Un rato nada mas y Vale dijo *preocupada*: -Pero ... Caco Mientras tanto la princesa disfrutaba la luz de la linterna, pensando que es oro en luz, el sirviente se acercó a Caco y le dijo: - ¿Quiere algo de comer señor pirquinero? Y Caco le respondió: -Si claro, y tomo una bebida y un pastel, en eso el sirviente se acerca a Vale y le dice: - ¿Quiere algo para beber?, y el sirviente mira a Vale muy preocupada, en eso el sirviente le pregunta: - ¿Se puede saber qué le pasa señorita pirquinera? En eso Vale le responde: -Disculpe señor nosotros no somos pirquineros, somos niños... El sirviente le contesta: - ¿Niños? ¿qué es eso? Vale le responde: - ¿Como? ¿no sabe que son los niños? El sirviente le responde: -Llevo muchos años acá, no me acuerdo de... la princesa: ¿Qué pasa? ¿qué es esto? ¡esto es un truco!¡me han engañado! y lanza la linterna Caco: Se apago porque la pila se gasto En eso la princesa se convirtió en un alma y persiguió a los niños. Los niños asustados huyeron y la princesa ordenó a su sirviente que siguiera a los niños y el sirviente hizo caso. Los niños corrieron hasta que llegaron al segundo piso y encontraron una ventana, la abrieron y agarraron una cortina y se lanzaron, corrieron sin parar hasta la entrada del pueblo y antes que lleguen, en medio del camino estaba el sirviente y los niños estaban aterrados, en eso el sirviente sonrió y dejo que los niños pasaran, también ayudo a los niños a que la princesa no pasara, y así escaparon y se fueron a su habitación , luego el mecánico vino y se fueron. Colorín, colorado esta leyenda se ha acabado.

Quechua

LA LEYENDA DE LA CIUDAD ENCANTADA Cuenta la leyenda unos pirquineros que se han perdido en el desierto buscando oro, han llegado han un pueblo mágico llamado Tololopampa, donde habita una bella princesa que junto a su fiel sirviente engañan a los mineros para quitarles sus riquezas ... Una vez un señor trabajaba por esas zonas y una noche se perdió y llego a Tololopampa afortunadamente logro escapar con vida, aunque no todos lo consiguen. A muchos los pilla el amanecer, y sus almas pasan a hacer parte de los habitantes de este terrible pueblo fantasma por toda la eternidad. Había una vez una familia que viajaba en una casa rodante se quedó sin combustible y por coincidencia justo cerca del pueblo fantasma (Tololopampa) así que llamaron a un mecánico y el mecánico dijo que iría al día siguiente, así que decidieron quedarse a dormir en aquel lugar. Esa misma noche cuando el niño dormía, apareció una sombra en la cual despertó al niño, entonces el niño agarro una linterna y se la llevo con el ... Al perseguir a la sombra, se encontró con un pueblo que antes no estaba ahí, el niño (Caco) dijo: -Qué raro ese pueblo no estaba ahí En eso su hermanita (Vale) le había seguido y le dio un gran susto al Caco en eso su hermanita dice: - ¿Caco donde estamos? En ahí aparecieron 3 almas, en eso Caco prende su linterna y las almas desaparecieron, entonces, apareció el sirviente de la princesa y los niños se asustaron, en eso el sirviente le pregunta a Caco: -Donde sacaste eso (linterna), de que esta echo ¡¿Oro?! En eso la niña le susurra a su hermano: - Mejor volvamos a la casa El sirviente les dice: -¡¡Volver!! no pueden volver ... La princesa los está esperando. Los niños se asombran y Caco dice: - ¡Si! vamos a conocer a la princesa La niña preocupada trata que su hermano valla con el sirviente y entonces la niña dice (Vale): -Pero Caco *preocupada* El niño (Caco) le dice: -Tranquila volveremos antes de que salga el sol Al estar en la entrada se asombran y al entrar encontraron mucho oro, incluso las columnas y las paredes eran de oro, en ese rato se encontraron con la princesa y la princesa les dice: - ¡ha! Buenas noches pirquineros Caco y Vale le dice: -Buenas noches señorita princesa En eso el sirviente le comenta a la princesa que tenían un objeto que brillaba (linterna) y la princesa le dice: - Valla, Valla, pero si son muy jóvenes En eso el sirviente le dice a la princesa: -Llegaron en una gran ballena de metal (casa rodante) deben ser del viejo mundo La princesa les dice a los niños: -Mi fiel sirviente me dijo que ustedes tienen algo muy brillante (linterna) ¿Es cierto? En eso Caco muestra la linterna y la prende, la princesa lo tomó y se asombró, en eso dijo la princesa *sorprendida*: - ¡Oro en forma de luz! ¡ha que maravilloso! ¡esto hay que celebrarlo! ¡que empiece el baile! Al decir eso salieron muchas almas y empezaron a bailar, los niños se asombraron y Vale dijo: -Caco ... vámonos mejor En eso un alma invitó a bailar a su hermano y Caco dijo: -Un rato nada mas y Vale dijo *preocupada*: -Pero ... Caco Mientras tanto la princesa disfrutaba la luz de la linterna, pensando que es oro en luz, el sirviente se acercó a Caco y le dijo: - ¿Quiere algo de comer señor pirquinero? Y Caco le respondió: -Si claro, y tomo una bebida y un pastel, en eso el sirviente se acerca a Vale y le dice: - ¿Quiere algo para beber?, y el sirviente mira a Vale muy preocupada, en eso el sirviente le pregunta: - ¿Se puede saber qué le pasa señorita pirquinera? En eso Vale le responde: -Disculpe señor nosotros no somos pirquineros, somos niños... El sirviente le contesta: - ¿Niños? ¿qué es eso? Vale le responde: - ¿Como? ¿no sabe que son los niños? El sirviente le responde: -Llevo muchos años acá, no me acuerdo de... la princesa: ¿Qué pasa? ¿qué es esto? ¡esto es un truco!¡me han engañado! y lanza la linterna Caco: Se apago porque la pila se gasto En eso la princesa se convirtió en un alma y persiguió a los niños. Los niños asustados huyeron y la princesa ordenó a su sirviente que siguiera a los niños y el sirviente hizo caso. Los niños corrieron hasta que llegaron al segundo piso y encontraron una ventana, la abrieron y agarraron una cortina y se lanzaron, corrieron sin parar hasta la entrada del pueblo y antes que lleguen, en medio del camino estaba el sirviente y los niños estaban aterrados, en eso el sirviente sonrió y dejo que los niños pasaran, también ayudo a los niños a que la princesa no pasara, y así escaparon y se fueron a su habitación , luego el mecánico vino y se fueron. Colorín, colorado esta leyenda se ha acabado.

Última atualização: 2020-10-29
Frequência de uso: 3
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

LA LEYENDA DE LA CIUDAD ENCANTADA Cuenta la leyenda unos pirquineros que se han perdido en el desierto buscando oro, han llegado han un pueblo mágico llamado Tololopampa, donde habita una bella princesa que junto a su fiel sirviente engañan a los mineros para quitarles sus riquezas ... Una vez un señor trabajaba por esas zonas y una noche se perdió y llego a Tololopampa afortunadamente logro escapar con vida, aunque no todos lo consiguen. A muchos los pilla el amanecer, y sus almas pasan a hacer parte de los habitantes de este terrible pueblo fantasma por toda la eternidad. Había una vez una familia que viajaba en una casa rodante se quedó sin combustible y por coincidencia justo cerca del pueblo fantasma (Tololopampa) así que llamaron a un mecánico y el mecánico dijo que iría al día siguiente, así que decidieron quedarse a dormir en aquel lugar. Esa misma noche cuando el niño dormía, apareció una sombra en la cual despertó al niño, entonces el niño agarro una linterna y se la llevo con el ... Al perseguir a la sombra, se encontró con un pueblo que antes no estaba ahí, el niño (Caco) dijo: -Qué raro ese pueblo no estaba ahí En eso su hermanita (Vale) le había seguido y le dio un gran susto al Caco en eso su hermanita dice: - ¿Caco donde estamos? En ahí aparecieron 3 almas, en eso Caco prende su linterna y las almas desaparecieron, entonces, apareció el sirviente de la princesa y los niños se asustaron, en eso el sirviente le pregunta a Caco: -Donde sacaste eso (linterna), de que esta echo ¡¿Oro?! En eso la niña le susurra a su hermano: - Mejor volvamos a la casa El sirviente les dice: -¡¡Volver!! no pueden volver ... La princesa los está esperando. Los niños se asombran y Caco dice: - ¡Si! vamos a conocer a la princesa La niña preocupada trata que su hermano valla con el sirviente y entonces la niña dice (Vale): -Pero Caco *preocupada* El niño (Caco) le dice: -Tranquila volveremos antes de que salga el sol Al estar en la entrada se asombran y al entrar encontraron mucho oro, incluso las columnas y las paredes eran de oro, en ese rato se encontraron con la princesa y la princesa les dice: - ¡ha! Buenas noches pirquineros Caco y Vale le dice: -Buenas noches señorita princesa En eso el sirviente le comenta a la princesa que tenían un objeto que brillaba (linterna) y la princesa le dice: - Valla, Valla, pero si son muy jóvenes En eso el sirviente le dice a la princesa: -Llegaron en una gran ballena de metal (casa rodante) deben ser del viejo mundo La princesa les dice a los niños: -Mi fiel sirviente me dijo que ustedes tienen algo muy brillante (linterna) ¿Es cierto? En eso Caco muestra la linterna y la prende, la princesa lo tomó y se asombró, en eso dijo la princesa *sorprendida*: - ¡Oro en forma de luz! ¡ha que maravilloso! ¡esto hay que celebrarlo! ¡que empiece el baile! Al decir eso salieron muchas almas y empezaron a bailar, los niños se asombraron y Vale dijo: -Caco ... vámonos mejor En eso un alma invitó a bailar a su hermano y Caco dijo: -Un rato nada mas y Vale dijo *preocupada*: -Pero ... Caco Mientras tanto la princesa disfrutaba la luz de la linterna, pensando que es oro en luz, el sirviente se acercó a Caco y le dijo: - ¿Quiere algo de comer señor pirquinero? Y Caco le respondió: -Si claro, y tomo una bebida y un pastel, en eso el sirviente se acerca a Vale y le dice: - ¿Quiere algo para beber?, y el sirviente mira a Vale muy preocupada, en eso el sirviente le pregunta: - ¿Se puede saber qué le pasa señorita pirquinera? En eso Vale le responde: -Disculpe señor nosotros no somos pirquineros, somos niños... El sirviente le contesta: - ¿Niños? ¿qué es eso? Vale le responde: - ¿Como? ¿no sabe que son los niños? El sirviente le responde: -Llevo muchos años acá, no me acuerdo de... la princesa: ¿Qué pasa? ¿qué es esto? ¡esto es un truco!¡me han engañado! y lanza la linterna Caco: Se apago porque la pila se gasto En eso la princesa se convirtió en un alma y persiguió a los niños. Los niños asustados huyeron y la princesa ordenó a su sirviente que siguiera a los niños y el sirviente hizo caso. Los niños corrieron hasta que llegaron al segundo piso y encontraron una ventana, la abrieron y agarraron una cortina y se lanzaron, corrieron sin parar hasta la entrada del pueblo y antes que lleguen, en medio del camino estaba el sirviente y los niños estaban aterrados, en eso el sirviente sonrió y dejo que los niños pasaran, también ayudo a los niños a que la princesa no pasara, y así escaparon y se fueron a su habitación , luego el mecánico vino y se fueron. Colorín, colorado esta leyenda se ha acabado.

Quechua

Última atualização: 2020-10-29
Frequência de uso: 2
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

Yo llego muy temprano a casa

Quechua

Última atualização: 2020-10-27
Frequência de uso: 2
Qualidade:

Referência: Anônimo

Espanhol

«Tu sombra llega al profundo corazón como la sombra del dios montaña, sin cesar y sin límites»

Quechua

Última atualização: 2020-10-14
Frequência de uso: 1
Qualidade:

Referência: Anônimo

Consiga uma tradução melhor através
4,401,923,520 de colaborações humanas

Usuários estão solicitando auxílio neste momento:



Utilizamos cookies para aprimorar sua experiência. Se avançar no acesso a este site, você estará concordando com o uso dos nossos cookies. Saiba mais. OK